En plena misa de confirmación, un albañil cayó aparatosamente del techo de La Catedral y falleció. El hecho de sangre conmocionó a decenas de alumnos de un colegio particular.

Eran poco más de las 11 de la mañana cuando Benito Arcayo Chávez Correa (62) y otro albañil cambiaban el techo de Eternit debido a que el agua filtraba cuando llovía.

Benito habría pisado en falso y se precipitó hasta llegar al suelo, ni siquiera el cielorraso impidió que cayera, causando un fuerte estruendo que alarmó a los estudiantes que escuchaban misa que tuvo que interrumpirse.

Personal médico del SAMU llegó ante el llamando de las personas, pero el trabajador ya estaba sin vida. Policías de Tránsito comunicaron lo sucedido al personal de la División de Investigación Criminal que llegó con un fiscal, médico legista y peritos de criminalística que inspeccionaron el lugar y luego retiraron el cadáver de la iglesia.