TINGO MARÍA-Emer Arangüez

Tras reconocer que no hay política agraria para resolver los problemas del agro huanuqueño, que tampoco se ha planificado ningún proyecto productivo y que en su primer año de gestión no ha ejecutado ningún proyeco agrícola, el gobernador regional, Juan Alvarado, pidió a los tingaleses azotar al director regional de Agricultura, Henry Murrieta, quien también es de esa ciudad, en caso de que no cumpla sus funciones a cabalidad.

“Este año vamos a asignar un presupuesto fuerte  para Agricultura y coordinaremos con todas las entidades encargadas del financiamiento y las fiscalizaremos, porque el dinero que viene del Estado debe ser manejado en beneficio de los agricultores, y los funcionarios públicos no debemos tomar a las instituciones como caja chica (…) así como ocurrió en el distrito de Rondos donde a su alcalde le dieron una latiguera por no cumplir sus funciones, aquí si el director de Agricultura no está cumpliendo siendo tingalés, igual ustedes tienen que azotarlo”, manifestó durante la reunión de coordinación que encabezó en la Agencia Agraria Leoncio Prado.

“Aquí se viene a trabajar y no a sentarse, simplemente el que no cumple se va. Técnico que responde se queda y el que no, se va. Todos están en evaluación y tienen que dar a conocer por qué revirtieron el dinero (…) en nuestro departamento el sector más débil es agricultura, pese a que el 64 % del territorio es selva”, apuntó el gobernador regional.

También se refirió a la necesidad de fiscalizar los recursos de Devida y del PNUD. “Queremos saber cuánto se está gastando en mejorar la tierra y cuánto se llevan sueldos y salarios y no el campesino”, comentó para luego reiterar sus críticas a Devida a la que dijo no tomar en cuenta “porque no hace nada, ni hará nunca nada”.