La legisladora de Fuerza Popular (FP) Karina Beteta denunció haber sido víctima de maltrato verbal por parte del presidente del Congreso, Daniel Salaverry, por lo cual solicitó a la Comisión de Ética iniciar una investigación de oficio sobre el caso.

Beteta precisó que el incidente se registró el año pasado cuando ella era vocera alterna de FP y Salaverry le respondió con palabras soeces frente a un reclamo que le hizo por no incluir un proyecto de ley sobre Agrobanco en la agenda del pleno.

“Simplemente me dijo: cuando tú seas la presidenta agendarás los temas que creas pertinente” aseguró la congresista fujimorista quien aseguró que luego Salaverry cortó el diálogo con palabras soeces.

La parlamentaria justificó que no denunció el hecho en su momento en un afán de proteger a su bancada, de la cual era parte Salaverry, y al Congreso de la República.

Sin embargo, aseguró que existen testigos del hecho, por lo cual instó a la Comisión de Ética a iniciar una investigación del oficio, pues caso contrario, advirtió, se verá obligada a formalizar su denuncia contra el titular del Legislativo.

SALAVERRY LO NIEGA

Salaverry, por su parte, rechazó la acusación de Karina Beteta, y afirmó que solo pretendería desvirtuar la denuncia sobre ella y otros cinco congresistas, por supuesto cobro irregular por semana de representación.

“Lamento que se estén utilizando falsas denuncias para tapar temas graves como el cobro indebido (…). Lo que debería hacer (Beteta) y los demás congresistas investigados es no buscar culpables o conspiraciones donde no las hay, sino llevar sus documentos, hacer sus descargos y demostrar que esto no es así”, manifestó.

El presidente del Congreso mencionó también que es la Segunda Vicepresidencia de la Mesa Directiva, a cargo de Segundo Tapia (Fuerza Popular), la instancia encargada de aprobar los viajes de los parlamentarios.

Rechazó que los legisladores cuestionados afirmen que existe una “responsabilidad administrativa” en la emisión de cheques, con lo cual, subrayó, se pretendería culpar de la irregularidad a funcionarios de segundo y tercer nivel del Congreso.

Además, Salaverry rechazó la insinuación del vocero de Fuerza Popular, Carlos Tubino, quien advirtió que la denuncia periodística del doble cobro por representación haya salido cuando la Comisión de Ética está a punto de abrirle una investigación.

“A diferencia de otros parlamentarios que se escudan, que tratan de ver complot, confabulación, y que acusan a periodistas de estar sometidos a intereses de Odebrecht y que todo está orquestado para hacerles daño, yo quiero que se averigüe, porque soy el más interesado en que esto se aclare”, expresó. (Con información de Andina)