Tras el escándalo que supuso la noche del miércoles la votación de la suspensión de sus funciones de los congresistas Kenji Fujimori, Guillermo Bocángel y Bienvenido Ramírez por la participación de integrantes de la Comisión Permanente a pesar de estar prohibida por el Reglamento del Congreso, el presidente del legislativo, Luis Galarreta, pidió disculpas y sometió ayer nuevamente a votación la suspensión de dichos parlamentarios por supuestamente ofrecer a su colega Moisés Mamani “prebendas” a cambio de votar en contra de la vacancia del entonces presidente de la República Pedro Pablo Kuczynski. La nueva votación confirmó la suspensión de dichos parlamentarios mientras dure su proceso penal que se iniciará por los presuntos delitos de cohecho activo genérico y tráfico de influencias.

Entre tanto serán convocados los accesitarios de cada uno de ellos. En el caso de Bocángel, congresista por Huánuco, será reemplazado por César Campos Ramírez, quien postuló con el número 3 en la lista de Fuerza Popular.

FALTARON VOTOS PARA LA DESTITUCIÓN

Galarreta también sometió a voto ayer el pedido de destitución del parlamento de Fujimori, Bocángel y Ramírez y su inhabilitación para ejercer cargo público por diez años, propuesto por la Subcomisión de Acusaciones Constitucionales y aprobada por la Comisión Permanente afirmando que  vulneraron principios relativos a la lucha contra la corrupción y la buena administración, la democracia representativa, el balance de poderes y el sistema democrático de gobierno.

El Pleno del Congreso desestimó dicho pedido, debido a que el grupo fujimorista —liderado por la hermana mayor de Kenji, Keiko Fujimori— propulsor del desafuero, no alcanzó los 67 votos que se necesitaban para aprobarlo.

En el caso de Kenji Fujimori, 43 votaron a favor de su destitución, 20 en contra y 10 se abstuvieron.

Y 41 votaron a favor de la destitución de Bocángel, 19 en contra y 11 se abstuvieron, emtre ellos el también congresista por Huánuco del Frente Amplio, Rogelio Tucto.

En tanto que 44 congresistas votaron porque se desafore a Bienvenido Ramírez, 19 en contra y 12 abstenciones.

Así las coas, la resoluciones legislativas que recomendaban la destitución de los tres no alcanzaron el número requerido.

Bienvenido Ramírez y Guillermo Bocángel quien aseguró que regresarán pronto al Parlamento.