Un integrante del Consejo Regional de Huánuco está envuelto en un caso de aparente corrupción. Aunque, Jesús Vera Cipriano ha intentado negar que cobró 2 000 soles a un “empresario” para intermediar en un contrato de servicios de seguridad con la transnacional China Railway 20 Bureau (CR20) que ejecuta el asfaltado de la carretera Huánuco-La Unión, el audio de su conversación telefónica con el “empresario” deja más certezas que dudas de que la transacción existió.

Vera no ha querido identificar a su interlocutor y éste tampoco ha querido mostrarse, por lo menos no todavía. Empero este hecho podría obstruir una investigación en anticorrupción en contra del consejero regional por Yarowilca.

¿Qué puede hacer el Consejo Regional en el caso de Vera? Poco o casi nada para sancionarlo administrativamente.

Si los brazos de la justicia penal y administrativa no alcanzan al consejero regional yarowilcano, su caso no pasaría de ser un “incidente” en su carrera política y hasta incluso podría conseguir que la gente lo crea víctima, como parece ser su estrategia de defensa: “Me estaban chantajeando con el audio”, ha dicho en sus explicaciones.

Ahora bien, el caso Vera plantea algunos vacíos en la capacidad de actuar del Consejo Regional. La falta de una Comisión de Ética y de su capacidad sancionadora que bien pueden resolverse con iniciativas legislativa. Puede ser la oportunidad.