La Dirección Desconcentrada de Cultura ha pedido a la Municipalidad Provincial de Huánuco la paralización de los trabajos de remodelación de la plazuela Santo Domingo, en pleno centro de la ciudad, debido a que no cuenta con el Plan de Monitoreo Arqueológico (PMA).

El mismo alcalde de Huánuco, José Luis Villavicencio Guardia, confirmó que el proyecto que dijo haber encontrado de la gestión pasada, no tiene el PMA y no lo consideraron necesario debido a que solo van a cambiar las veredas y las excavaciones son superficiales.

Al llamado del director de la Dirección Desconcentrada de Cultura (DDC), César Sara, el alcalde llegó a la plazuela Santo Domingo con su gerente de Desarrollo Local, Guillermo Siu, y poco después hizo lo propio el fiscal adjunto de la Fiscalía de Prevención del Delito, Jimmy  Matías, quien levantó un acta.

Villavicencio anunció que presentarán a la DDC el PMA para que se reinicie el proyecto “Mejoramiento de la plazuela Santo Domingo” con más de 860 mil soles de presupuesto.

Al advertir que este nuevo trámite alargará el plazo de ejecución de la obra y la incomodidad de la gente, el alcalde pidió a Cultura resolver rápido la evaluación del referido plan.

César Sara refirió que las vibraciones causadas por la maquinaria pesada empleada por el contratista para levantar las veredas, los alertó pues no habían sido notificados de ningún expediente para ese tipo de trabajo.

Explicó que el PMA se exige para obras donde hay remoción de tierra y donde hay monumentos históricos. En ese sentido recordó que la casona que ocupa la DDC en Santo Domingo de más de cien años de antigüedad está declarada patrimonio cultural y frente a la plazuela está la iglesia Cristo Rey, antes Santo Domingo, que es la segunda más antigua de Huánuco.

El también arqueólogo indicó que las vibraciones causadas por las máquinas pueden afectar la antigua infraestructura y eso es precisamente lo que busca evitar un PMA.

Villavicencio indicó que en el expediente no está contemplada la maquinaria pesada que usó ayer el contratista, por lo que no se descartó alguna acción contra éste, pero alegó que lo habría hecho para acortar el tiempo de trabajo.

El fiscal, el director de la DDC y el alcalde en diálogo.