Los disturbios y toma de la Plaza de Armas generados por los docentes que están en huelga indefinida, impidieron el desarrollo del desfile folklorico por el 478 aniversario de la fundación española de la ciudad de Huánuco y la llegada del presidente de la República, Pedro Pablo Kuczynski.

Desde las 7:30 de la mañana efectivos policiales restringieron el paso de los transeúntes por el perímetro de la Plaza de Armas donde se iba a realizar el desfile folklórico con la presencia del mandatario, ministros, congresistas por Huánuco, consejeros regionales, regidores y autoridades religiosas.

La misa por un año más de aniversario la ofició el obispo de Huánuco, Nery Menor Vargas, y se desarrolló con normalidad en La Catedral de Huánuco con la presencia del presidente regional, Rubén Alva; el presidente de la Junta de Fiscales de Huánuco, Jhon Martel; el presidente de la Corte Superior de Justicia, César Gonzales, entre otros.

Al promediar las 8:15 de la mañana las autoridades se trasladaron al estrado que se armó en la Plaza de Armas para el desfile folklórico; sin embargo este no pudo iniciar hasta las 9:50 porque las delegaciones institucionales -vestidos con trajes típicos de Huánuco- no lograban ingresar a la Plaza de Armas porque los profesores bloqueaban los accesos, produciéndose algunos enfrentamientos con la Policía.

En la esquina de los jirones Huánuco y Dos de Mayo los policías usaron gases lacrimógenos para dispersar un grupo de manifestantes, según se informó.

El alcalde Aníbal Solórzano, llamó a la calma a los docentes y resaltó las  gestiones que realizan en los ministerios.

Menos de 10 delegaciones pasaron ante el estrado oficial. “Ellos ya habían ingresado al perímetro de la Plaza, por eso desfilaron”, explicó el alcalde.

Mientras las delegaciones iban pasando (al promediar las 10: 30 de la mañana), un grupo de huelguistas venció a los efectivos policiales e ingresó a la Plaza arengado en contra de la ministra de Educación, Marilú Martens.

“¡Nuestra lucha es justa y nadie nos asusta!, ¡Somos docentes y no terrorista!”, coreaban los profesores mientras pedían el apoyo de la congresista Karina Beteta.

El alcalde de Huánuco decidió suspender el desfile por los problemas y permitir el acceso de los huelguistas a la histórica Plaza de Armas de la ciudad.

“No es justo. Es el aniversario de Huánuco, aquí quedamos mal todos”, expresó.

En tanto, el teniente alcalde de Huánuco, Richard Borja, ya había anunciado a las 9 de la mañana que el presidente Pedro Pablo Kuczynski no iba llegar por seguridad ante los disturbios de los docentes.

Para Borja la Plaza de Armas, donde se celebraba el aniversario de la ciudad, no era el lugar para la protesta de los docentes.

De otro parecer fue la consejera delegada Nitthzy Orneta, quien responsabilizó al Gobierno de la suspensión de las actividades por el aniversario de Huánuco debido a que pese al tiempo transcurrido no atiende la demanda de mejoras salariales de los docentes en huelga, ni se entabla diálogo con ellos.

En tanto, las delegaciones de comparsas se dispersaban por las calles, algunas llenos de entusiasmo recorrían la ciudad danzando o caminando haciendo su propio pasacalle, recibiendo el aplauso del público. Pero hay también quienes quedaron desconcertados. En el parque Amarilis y en la Alameda de la República se observaba delegaciones a las 11 de la mañana sin saber qué hacer.

Desconcierto entre las delegaciones.

La empresa privada también se alistó para el desfile.