En enero del próximo año estará listo el Plan de Desarrollo del Alto Huallaga elaborado por Devida (Comisión Nacional para el Desarrollo y Vida sin Drogas) y 28 municipalidades de Huánuco que busca mejorar la situación social y económica de la población que fue afectada en el periodo de 1980 a 2000 por el terrorismo y narcotráfico.

Ayer se instaló en Huánuco el equipo técnico para la formulación del plan. “Son 28 municipalidades con sus técnicos los que participan en el trabajo”, explicó Mario Ríos Espinoza, secretario técnico de la presidencia ejecutiva de Devida. “El plan trabajará en agricultura, acuicultura, turismo sostenible, infraestructura vial de acuerdo a la necesidad de la población, es por eso la participación de los alcaldes porque ellos conocen su realidad”.

En mayo, el gobernador regional solicitó la desactivación de Devida en el Alto Huallaga alegando que no hay un trabajo adecuado a favor de los agricultores tras la erradicación de la hoja de coca. Tras varias reuniones, el presidente ejecutivo de Devida Raúl Vargas se comprometió a trabajar un Plan de Desarrollo del Alto Huallaga para promover la inversión en la diversificación de cultivos, promover el turismo, mejorar las vías de comunicación, entre otros.