La construcción del Hospital Regional Hermilio Valdizán registra un avance del 49.5 % al 30 de octubre y se estima que estará concluida en abril del próximo año, pero aún faltaría ejecutar la segunda etapa que comprende el 60 % del proyecto: la implementación en equipos médicos, biomédicos y muebles.

“El objetivo es que el hospital entre en funcionamiento el 1 de enero del 2021”, explicó el ingeniero residente de la obra, Julio Mendoza.

La obra que es ejecutada por el Consorcio Obrainsa Joca incluye la construcción de la infraestructura con cinco niveles, sótano y el equipamiento.

Y según la ley se puede autorizar adicionales hasta el 15% del valor de la obra. Por lo que el consorcio solicitó y se le aprobó cambiar los tableros electrónicos, el sistema de monitoreo del hospital.

Mientras que en trámite están los equipos de aire acondicionado, equipos de gases medicinales y solicitarán instalar todos los equipos que necesiten preintalación para evitar que una nueva empresa realice modificaciones a la estructura.

“Es lo más recomendable: que nosotros, que conocemos la infraestructura instalemos todos los equipos que necesitan conectores”, dijo Mendoza.

Con estos adicionales la obra incrementaría S/20 millones más, alcanzando los S/ 182 millones de presupuesto.

Y el trabajo que faltaría sería la instalación de los muebles y equipos que no necesitan de conexiones adicionales, valorizado en S/ 50 millones.

“Esta licitación se debería estar lanzando en diciembre para que hasta julio se instalen los equipos y luego iniciar el proceso de prueba para que el hospital entre en funcionamiento en enero del 2021”, comentó el profesional.