Erick Stiwar Córdova Verde (31), “Eco” o “Araña”, sería el sujeto que durante dos días estuvo extorsionando al taxista Fernando Antonio Guerra Rondinel para que le entregue la suma de 1800 soles a cambio de devolverle su Tico. La Fiscalía lo ha incluido en las investigaciones, mientras hoy, un juez decidirá si dicta o no prisión para su cómplice Andrés Jonel Alvarado Espinoza.

Precisamente Andrés Alvarado es quien al ser detenido en el puente Tingo le dijo al agraviado y al policía encubierto que quien lo mandó a recoger el dinero era Stiwar Córdova Verde, conocido en el mundo del hampa como “Araña”.

Incluso habría dicho que el dinero se lo iba a entregar en un bar, que está pasando el puente Tingo, local que sería de propiedad de la abuela del extorsionador.

Esta versión se corrobora con la propia declaración que dio Córdova Verde el 19 de julio del presente año cuando fue detenido acusado de participar en un robo.

Su detención se produjo tras la acusación que le hiciera el otro implicado Yampier Flores Mora, “Quisqui”. Según esa versión, Erick Stiwar Córdova era quien conducía el trimóvil con el que se movilizaban.

El negó su participación en el hecho delictivo, pero reconoció haber movilizado a Yampier. Según él, dicho sujeto le pidió detenerse para comprar gaseosa y es cuando habría cometido el robo de 280 soles y un celular.

Tras la investigación preliminar, Erick Stiwar Córdova quedó libre y habría seguido cometiendo diversos hechos ilícitos.

HURTO EN AMBULANCIA

Una semana antes, el presunto extorsionador habría participado del hurto de equipos médicos que se encontraban en el interior de una ambulancia que el conductor había estacionado en el jirón Dámaso Beraún, frontis de la Dirección Regional de Salud (Diresa).

Los delincuentes se llevaron 7 equipos de hemogloginometro, valorizado en 10 mil soles aproximadamente. Asimismo se llevaron el autorradio valorizado en 300 soles.

Tras su detención, personal de la División de Investigación Criminal (Divincri) a cargo de dicha investigación logró determinar que Erick Stiwar Córdova era uno de los que participó en el hurto de los equipos médicos.

En un vídeo obtenido por los policías se le reconocería, pues incluso vestía las mismas prendas que llevaba el día de su detención.

Se conoció que la policía hizo un informe al respecto y lo presentó a la Fiscalía a cargo del caso, pero al parecer no se hizo nada para detenerlo y el sujeto seguía en las calles.

Incluso “Araña” habría estado preso en el año 2009 acusado del delito de hurto agravado, pero tras 7 meses fue liberado. Sería por este proceso que en enero del 2018 fue a denunciar el robo de su vehículo y quedó detenido por tener requisitoria.

DESMANTELADO

Pero el delito más grave que habría cometido sería la extorsión a Fernando Antonio Guerra, dueño del Tico robado la tarde del 7 de noviembre, de la cuadra 2 del jirón Bolívar.

La pesadilla para Antonio y su familia empezaría horas después cuando recibió la llamada de un sujeto que le dijo tener su vehículo y que si quería recuperarlo tenía que pagar la suma de 1800 soles, monto que rebajó a 1500.

Pero el agraviado le pidió tiempo y al día siguiente, tras las coordinaciones con la policía se fijó la entrega del dinero.

El maleante le dijo que dejara el dinero en el taller de mecánica del sujeto conocido como “Palanca”, en Cayhuayna, pero como no estaba lo citó al puente Tingo, a donde mandaría a otra persona.

El sujeto que habría estado vigilando la zona lo llamó para amenazarlo porque estaría con policías. “Te le prendes, yo te mato c… te mato a punta de balazos ah”, “Tu le prensas al muchacho, le chapas, yo te agarro a punta de balazos, yo te voy a devolver tu carro, pero no me juegues chueco ¿está bien o no?”, le dijo segundos antes de la entrega del dinero a Andrés Alvarado.

Tras la captura de Andrés, el extorsionador cumplió la amenaza que le hizo al dueño de que desmantelaría el vehículo si la policía intervenía.

La mañana de ayer, el Tico fue hallado desmantelado en Cayhuayna, distrito de Pillco Marca.