Malestar causó en los familiares de un padre de familia que falleció horas después de haber sido aplastado por una pared de tierra y fue enterrado como si fuera víctima del nuevo coronavirus y sin que ellos pudieran acompañarlo hasta su última morada.

El accidente ocurrió el 17 de mayo en la localidad de Colpa Baja, Huánuco. La víctima de 69 años resultó con graves lesiones y fue llevado al Hospital de Contingencia donde casi dos horas después murió. Eran cerca de las 6:00 de la tarde.

En comunicación telefónica, el hermano del fallecido se quejó de que no les permitieron verlo, menos les informaron lo que sucedería con el cuerpo, hasta que cerca de las 10 de la noche se enteraron por otros medios que el cadáver había sido retirado de la morgue y enterrado en el cementerio Divino Descanso, supuestamente porque su muerte se produjo a consecuencia del nuevo coronavirus.

Pero en el certificado de defunción que les entregaron recién el miércoles no indica que la causa de muerte sea covid-19 sino shock hipovolemico y policontuso por aplastamiento.

Se quejó también de que no se estaría cumpliendo el protocolo para familiares de contagiados con covid-19, porque si su familiar habría estado con el nuevo coronavirus, no se dispuso la fumigación de su vivienda y no se ha evaluado a las personas que vivían con él.