Una niña de apenas 11 años de edad murió la tarde de ayer en circunstancias que policías de Homicidios de la División de Investigación Criminal y la fiscal de turno investigan.

La madre de la menor la habría encontrado  con la soguilla del riel de la cortina atado a su cuello y en posición de arrodillada. Habrían sido minutos antes de las 6:00 de la tarde en su vivienda de Fonavi I.

Desesperada la desató y creyendo que podían salvarle la vida, la llevó hasta el Hospital Materno Infantil Showing Ferrari, ubicado en la avenida Micaela Bastidas de Paucarbamba (Amarilis), pero el personal que la recibió solo certificó su deceso.

El cuerpo de la pequeña fue internado en la morgue de dicho establecimiento de salud hasta que llegaron policías y la fiscal de turno que la trasladaron a la morgue del Ministerio Público donde hoy se realizará la necropsia.

La madre habría dicho que la niña estuvo en su habitación y cuando la buscó la encontró colgada del cuello. Asimismo narró que sufría de una mal cardiaco.

La necropsia determinará si se trató o no de un ahorcamiento dijo uno de los agentes que investiga el penoso hecho.