TINGO MARÍA – Emer Arangüez

La Sala Penal Nacional notificó su resolución que absuelve de los delitos de narcotráfico y colaboración con el terrorismo a 103 dirigentes cocaleros y agropecuarios y condena a otros 17 a penas de entre 20 y 35 años de cárcel.

Después de 7 años de investigación y proceso judicial el sonado caso Eclipse 2010 (como se denominó al operativo policial montado para capturar en simultáneo a los dirigentes cocaleros) llegó a su fin.

El abogado defensor Luis Carlos Simeón Hurtado informó que ha interpuesto recurso de nulidad contra la sentencia que condena a 17 de sus patrocinados: Rosa Josefina Obregón Cárdenas (47), Margarita Pérez Gorpa (45), Mario Antonio Sifuentes Sandoval, Jonel Jhon Carmen Maxi, Cerafin Campos Berrospi, Limder Maldonado Vargas, Teodosio Aquino Duran, Edwar Martínez Gracián, Rubelino Aspajo Pérez, y Jesús David Salas Mariluz.

También Ángel Javier Magallanes Godoy, Yessica Consuelo Mariluz Martínez, Diego Jaime Poma Mayta, Hermelinda Salvador Rojas, José Samuel Villanueva Mariluz, Aderlina Mariluz Trujillo y Hugo Huamán Mariluz.

En tanto que entre los 103 absueltos se encuentran el expresidente de la Central Nacional Agropecuaria y Cocalera del Perú (CENACOP), Eduardo Ticerán Salazar, la alcaldesa del centro poblado Supte San Jorge, Amanciana Espíritu Aróstegui, los exdirigentes cocaleros Martín Mayorca Pérez, Merino Lloclla Lastra, Salvador Arcayo, Hugo Pérez Duran, Silvia Figueroa Luis, Huanca Inga Nicéforo, Jorge Tarazona García, entre otros.

En tanto que el dirigente cocaleros y exalcalde de Monzón, Iburcio Morales Baltazar, murió en pleno proceso judicial víctima de un cáncer hepático. Iburcio fue detenido en el oprativo Eclipse el 26 de noviembre del 2010 cuando se desempeñaba como alcalde de Monzón y falleció en octubre del 2012.

“Después de minuciosas investigaciones durante 7 años, no encontraron ninguna culpabilidad a mis patrocinados, lo cual significa que se cometieron injusticias”, subrayó el abogado Simeón Hurtado.

En noviembre del año pasado en audiencia en la Base Naval del Callao se leyó la parte resolutiva de la sentencia y recién ahora en febrero los procesados fueron notificados con el íntegro del fallo judicial.

Iburcio Morales falleció en prisión.

Amanciana Espíritu también fue absuelta.