Los restos de un varón y de una mujer aparentemente fueron recuperados por efectivos policiales, comuneros y rescatista de salud, de las profundidades de uno de los huaicos que cayó entre el domingo por la noche y el lunes de la semana pasada en la zona de Carpish, distrito de Chinchao.

Ambas extremidades inferiores fueron internadas en la morgue del Instituto de Medicina Legal donde los especialistas realizarán las pruebas correspondientes para identificarlas.

Las operaciones de recuperación comenzaron a las 5 de la mañana con el desplazamiento del contingente policial hacia la zona donde el sábado una patrulla del Ejército, guiados por pobladores, entre ellos menores de edad, ubicaron los restos humanos.

A las 7 de la mañana los policías llegaron a donde estaban los restos, tras descender mil metros aproximadamente, en línea recta desde la carretera, por la escarpada selva.

Cerca de un riachuelo entre lodo, piedras y palos estaba una pierna con parte del coxis semienterrada. A diez metros de distancia estaba la pierna también semienterrada cerca de un riachuelo.

“Hemos tenido que cavar con pala y pico”, relata el técnico PNP Juan Cometivos al llegar a la carretera Central trepando el fangoso precipicio y cruzando el riachuelo.

En las operaciones participaron 15 efectivos del Escuadrón de Rescate y 8 de la Comisaría de Acomayo, más un rescatista de la Microrred Acomayo y pobladores de Carpish.

El capitán PNP César Argandoña, comisario de Acomayo, quien dirigió las operaciones de recuperación, anunció que continuarán con la búsqueda de los cuerpos de las personas arrastradas por los huaicos y que se encuentran desaparecidas.

Si bien Argandoña señaló que se especula que habrían más de 20 desaparecidos, precisó que solo se ha denunciado en la Comisaría de Acomayo la desaparición de tres varones a causa de los huaicos: Aladino Canayo Perez (88), Jhony Encarnacion Espinoza (29) y Frank Cristian Figueroa Meza (34).

Indicó que las operaciones de búsqueda y rescate se hacen más difíciles por la cantidad de huaicos que cayeron: 16 en total, de los cuales cinco fueron de considerable magnitud.

“Suponemos que el arrastre o caída [de las personas] ha sido en diversos puntos, lo que hace mas difícil las operaciones de búsqueda y rescate”, anotó el oficial.

La pierna y muslo estaban semienterrados

Policías, pobladores y un rescatista de Salud cumpliendo la misión.