Un sujeto que fue sorprendido conduciendo un trimóvil robado, escapó y se escondió en el baño de una vivienda donde finalmente lo detuvieron. La intervención ocurrió la tarde de ayer en el distrito de Pillco Marca.

El agraviado Yover Marchán Tadeo narró que el hurto de su trimóvil se perpetró  pasado el mediodía del frontis de su vivienda ubicada en la cuadra 2 de Prolongación Independencia.

Al percatarse del hurto, el  joven alertó a sus familiares con la finalidad de que lo ayuden a buscar, entre ellos a su cuñado David, quien también es taxista.

Precisamente fue él quien al transitar por una vía alterna, a la altura de la Comisaría de Cayhuayna, se percató que el trimóvil de su cuñado pasaba a regular velocidad.

Lo siguió, adelantó y cerró el pase. Al darse cuenta que era perseguido, el sujeto que luego fue identificado como José Alberto Almirco Alejo (20) bajó del trimóvil y echó a correr.

David le dio alcance y lo redujo, pero el malhechor logró zafarse quitándose el polo y siguió corriendo.

Los transeúntes alertaron a los policías de la Comisaría de Cayhuayna quienes rápidamente salieron tras el maleante que ya había desaparecido. Pero los testigos les informaron que estaba escondido en una vivienda, ubicada a dos cuadras.

Con autorización de la propietaria,  los agentes ingresaron a la vivienda y sacaron al sospechoso que estaba con el dorso desnudo.

José Almirco, así como el trimóvil que estaba con la chapa violentada, fueron puestos a disposición del Departamento de Robo de Vehículos (Deprove) para las investigaciones.

En octubre, Almirco fue detenido por hurtar una llanta de un trimóvil.