La llamada Comisión por la dignidad de la región Huánuco y recuperación de la central hidroeléctrica de Chaglla se quebró a horas de realizarse la reunión con técnicos de diferentes ministerios que llegaron a Huánuco, en reemplazo de sus ministros, para la reunión de hoy con autoridades y dirigentes de Huánuco anunciada para instalar la mesa de diálogo para tratar sobre el futuro de dicha infraestructura eléctrica.

Jotwin Criollo y Martín Flores, presidente y asesor de la referida Comisión, acusaron al gobernador regional, Juan Alvarado, de manipular la organización de la reunión y quebrar la unidad de la organización. “Quiere jalar agua para su molino”, acusó Criollo, quien respaldó la candidatura de Alvarado.

Flores sostuvo que en la reunión del 27 de febrero con el entonces premier César Villanueva se acordó que la organización de la reunión de hoy se coordinaría con él y Criollo, pero fueron excluidos en cambio convocaron a Antonio Astuquipán del denominado Frente Patriótico.

Criollo confirmó que hoy no asistirán a la reunión y que mantienen su posición de impedir que Odebrecht venda la hidroeléctrica y en cambio pase al Gobierno Regional.

La referida reunión se realizará hoy desde las 9 de la mañana en el Colegio de Ingenieros.