Alcides Ramón Ramos fue declarado culpable del asalto al vídeo pub Kaprichos y fue condenado a pasar 12 años en la cárcel. Él ha negado hasta el último momento haber cometido el atraco y ha presentado un recurso de apelación para revertir el fallo en su contra.

El sentenciado de 38 años de edad se encuentra privado de su libertad desde el 11 de mayo del 2018, horas después de que tres sujetos desataran el terror en el interior del local de diversiones que administraba Claver de la Cruz Simón.

El asalto se perpetró la madrugada del 11 de mayo en al local de diversiones ubicado en el malecón Daniel Alomía Robles 819. Según quedó registrado en las cámaras de videovigilancia, Alcides Ramón y otro sujeto ingresan al local, llegan hasta la barra donde uno de ellos apunta con un arma de fuego a los clientes y cajera a quien la hace a un lado y empieza retirar el dinero de la caja registradora (7 mil soles) y despoja de sus pertenencias a los clientes que aún quedaban en el local.

Tras las investigaciones la Fiscalía ha concluido que Alcides fue quien tenía el arma de fuego, apuntó a los clientes y se apropió del dinero.

Su captura se produjo apenas horas después del atraco, en un hotel del centro poblado de Llicua donde dormía plácidamente y con 2 470 soles en efectivo.

Mientras que su supuesto cómplice continúa prófugo de la justicia.

La cajera Juana Villanueva le dijo a las autoridades que los dos asaltantes habían estado libando en el local, salieron y cuando estaba cerrando su caja para retirarse se produjo el asalto. Dijo que los reconoció porque vestían la misma ropa y les vio el rostro.

Durante las investigaciones y en juicio Alcides ha reconocido que estuvo en el local embriagándose, se reconoce en el video  pero no en el momento que se produce el asalto. Sin embargo, las cámaras captaron su rostro.

Para la Fiscalía ha quedado acreditada su participación en el asalto y también para los jueces del Juzgado Penal Colegiado Supraprovincial que lo condenó a pasar 12 años recluido en un penal como culpable del delito de robo agravado.

Pero Alcides ha apelado el fallo y la Sala Penal de Apelaciones tendrá que pronunciarse.

Las cámaras de seguridad registraron el asalto.