Al maestro

Hoy se celebra en el Perú el Día del Maestro. Una fecha para tributar homenaje al hombre y a la mujer que con paciencia y sapiencia nos ilustran y guían por los caminos del conocimiento, que con denodado esfuerzo le ponen luz a la oscuridad de la ignorancia.

Las circunstancias que rodean al país y al mundo harán de esta fecha una de mayor significación para el docente; y acaso sirva también para una mayor reflexión de los padres de familia y de las autoridades sobre el rol tan importante del docente en la vida de nuestros hijos, y antes en nuestras vidas.

La crisis generada por la pandemia puso también en crisis el sistema educativo en el país. La nueva modalidad de educación virtual, nunca antes aplicada en la educación básica regular pública, planteaba un gran reto para los docentes. Y ahí están, con ingenio, paciencia, talento, voluntad, empatía, solidaridad venciendo las adversidades de un país con limitaciones tecnológicas, peleando con el trabajo infantil que arranca al escolar de sus horas de clase para ir a laborar y ayudar a la economía familiar, principalmente en la zona rural; inventándose metodologías para que el alumno capte la lección, quitando a su familia espacio en casa para convertirlo en salón de clases.

Pero ahí están, dando lo mejor de sí aun cuando las críticas arrecian. Y ahí están para decirles ¡Gracias Maestro por tanto!

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *