Ni circo ni payasos

Sorprende que el Ministerio Público haya iniciado una investigación contra el encargado de la Alcaldía de la Municipalidad Provincial de Huánuco, Juvenal Aquino, por la ayuda de esa institución para la compra de una planta de oxígeno por parte de Cáritas con fondos que recaudó en colecta y rifa de la población, solo porque en una cuenta de Facebook, sin responsable alguno identificado, se publicó que estaba cobrando por llenar cien balones de oxígeno, cuando ni siquiera la planta había llegado a Huánuco y mucho menos se haya instalado.

Las redes sociales están llenas de noticias falsas, lanzadas por cobardes que se esconden en cuentas inventadas, sabiéndose impunes  por su anonimato y con motivaciones nada santas. Y sobre eso deben estar más que alertas los operadores de justicia

La administración de justicia no puede ser usada para las venganzas, para el desprestigio. En ese sentido, los fiscales deberían tener algún filtro al momento de coger como «noticia criminal» lo que se publica en las redes sociales, a fin de no distraer su tiempo ni los recursos del Estado en falsos casos, en vez de dedicar ese valioso tiempo a los casos que tienen durmiendo en sus despachos y con riesgo de cubrirse con el manto de la impunidad de la prescripción.

El presidente de la Junta de Fiscales Superiores y el jefe de Control Interno deberían promover la capacitación de sus fiscales al respecto, para que el Ministerio Público no se convierta en circo, ni los fiscales en payasos.

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *