Diresa reporta seis intentos de suicidio en tres meses

Sólo en los tres primeros meses del año 2021 se han registrado seis intentos de suicidio en el departamento de Huánuco, cifra tres veces mayor a la registrada el año pasado en el mismo período. La mayoría de estos casos están relacionados de alguna manera con la pandemia de la covid-19 que azota al país.

De acuerdo con la coordinadora regional de salud mental, Vilma Tucto Ramírez, los casos de intento de suicidio registrados en los establecimientos de salud se deben a que «perdieron sus trabajos o se han endeudado por conseguir servicios sanitarios o han perdido seres muy queridos como la esposa o hijos».

La mayoría de intentos de suicidios llegaron a los establecimientos de salud por envenenamiento: cinco en la provincia de Huánuco y uno en Puerto Inca. Luego de salvar la vida de estas personas, los establecimientos los remiten a los centros de salud mental.

«Los centros de salud mental de Pakarin, La Esperanza y Las Moras están recibiendo casos de depresión moderada o severa que derivan en intento de suicidio», afirmó Vilma Tucto.

Según las cifras del HIS (Sistema de Información Hospitalaria) de Salud Mental, apuntó la funcionaria, los «problemas relacionados al estado anímico» se han incrementado en un 30 por ciento en referencia al primer trimestre del 2020.

Si bien no tiene un registro de suicidios consumados, Tucto advierte que estas cifras son «muy alarmantes», por lo que recomienda estar atentos a los signos de depresión.

Algunos de los signos más comunes son los cambios de humor repentinos y también las expresiones de «palabras como de despedida, como que no encuentro sentido a la vida».

Incluso, advierte la psicóloga, el hecho que una persona bajo los efectos del alcohol llore y cuente sus problemas también es una señal de alarma. «Son cosas que no deben tomarse a la ligera».

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *