Germán Lara, en la memoria del León de Huánuco

Defensa formó parte del equipo que ganó la Copa Perú en 1980.

El León de Huánuco celebró el 29 de junio su 74º aniversario y recordó las hazañas conseguidas con los jugadores que marcaron historia a lo largo de los años. Desde Lima, Juan, Nilton, Paul y Jennifer recordaron al autor de sus días pero también al jugador de fútbol que vistió la seda del equipo más popular de Huánuco: Germán Lara Morales.

El exdefensa que llegó a Huánuco en 1972 para formar parte del León de Huánuco en la profesional, partió a la eternidad hace más de cuatro años.

Germán Lara junto a sus cuatro hijos.

“La pérdida de mi padre fue y será un dolor muy grande que dejó a todos mis hermanos y mi madre. Hasta hoy sufrimos su partida”, dice Juan Germán, hijo mayor del exdefensa y de Juana Asunción Vela Sánchez.

“Mi padre fue un hombre muy hogareño, siempre le gustaba estar unido con su familia. Sus nietos eran su adoración (Ayrton y Karol Lara Carrera; Ignacio y Luciano Lara Molero). Karol soñaba  que su abuelo la acompañe en sus 15 años que cumplirá el próximo mes”, recuerda.

“Mi padre fue un caballero dentro y fuera de la cancha y nos enseñó algo bonito: amar al fútbol”, agrega Juan Germán

6 febrero del 2016 falleció Germán Lara que jugó en la defensa del León de Huánuco.

TRAYECTORIA

Germán Lara jugó en la época más gloriosa del fútbol peruano. Enfrentó a grandes figuras del fútbol sudamericano y mundial como Teófilo “El Nene” Cubillas, Héctor Chumpitaz, Hugo “El Cholo” Sotil.

Durante esos años destacaron en el León de Huánuco Mitiguel Sinti, Manuel “Kerosene” Rodríguez, Javier “Cholo” Fano, Fernando Guerrero, César “Loco” Ponce, Máximo Falla, César Martínez, David “Cucharita” Arévalo, Luis Sandoval, Pedro Vílchez, Raúl Gorriti, Luis Pérez, Pedro Bermúdez, Carlos Follegati, Juan Cabanillas, además de Lara, entre otros.

«En un partido entre el León y Alianza Lima, en una pelota dividida, le metió un codazo a ‘Perico’ León, que se desmayó y cuando se paró lo correteó a mi ‘viejo’ por toda la cancha. Al final del partido quedó todo en la cancha, se abrazaron y siguieron siendo amigos».

El barranquino que jugó en la división de menores del Defensor Arica en 1963, debutó con ese equipo en 1966 con tan solo 16 años.

Fue subcampeón nacional en 1969 con el Defensor Arica. Al año siguiente disputó la Copa Libertadores.

En 1972 llega al León de Huánuco y se queda hasta 1980 que sale campeón de la Copa Perú con el equipo crema, tras haber descendido en 1979. Cerró su carrera profesional en Huánuco a los 31 años.

     
 

Agregue un comentario