En riesgo

Dos proyectos con impacto directo en el cuidado del medio ambiente están en riesgo de frustrarse. Se trata de la planta de tratamiento de aguas residuales (PTAR) y del relleno sanitario, ambos para beneficio de pobladores de los distritos de Huánuco, Amarilis, Pillco Marca y Santa María del Valle. En ambos casos los problemas tienen origen en el diseño y eso hace más compleja la solución.

Nada garantiza que se pueda iniciar la construcción de la PTAR ni que el próximo año se reinicien los trabajos de construcción del relleno sanitario en Chilepampa.

Cuando inicialmente se diseñó la PTAR para Huánuco se eligió la zona de Huachog en un terreno de propiedad de la Dirección Regional Agraria (Gobierno Regional). Sin embargo, luego se propuso que sea en Santa María del Valle y entonces se activó un conflicto social con la población de Chunapampa, dedicada a la agricultura. Hoy se ha vuelto a la idea inicial de que sea en Huachog; pero, resulta que ahora ese terreno está invadido y en el Gobierno Regional no parece haber intención para llevar adelante el desalojo de los invasores. Bien difícil que la administración de Erasmo quiera asumir esa tarea.

Y en el caso del relleno sanitario, se ha informado que problemas con el terreno dificultan los trabajos y elevan el presupuesto. ¿Querrá la cooperación japonesa -que financia la obra- ampliar el presupuesto? Lo cierto es que ambas obras son necesarias y deben ejecutarse. Pulgar debería interesarse ya en las soluciones.

     
 

Agregue un comentario