Arrestan y castigan a sospechosos de robo

En su poder tenían televisor y balones de gas robados en la madrugada

Tres sujetos fueron arrestados en Conchumayo y castigados al ser sorprendidos con bienes robados de una vivienda y una iglesia evangélica de los centro poblados San Sebastián de Quera y Mercenario. Luis Miguel Soto Idelfonso, Luciano Asca Félix y Víctor Armando Huerto Villar fueron trasladados al Departamento de Investigación Criminal donde por el delito de hurto agravado.

En horas de la madrugada, sujetos de malvivir violentaron la puerta de la casa de José Malpartida Acosta y se llevaron un televisor, para luego dirigirse a la localidad de Mercenario e ingresar a la iglesia evangélica de donde se llevaron un parlante y tres balones de gas.

Fue José Malpartida, dueño de un negocio de carnicería quien al despertar en la madrugada descubrió que se habían llevado su televisor.

De inmediato pidió auxilio a las autoridades de Quera y ellos a su vez encargaron a los comerciantes de verduras que se dirigen a Huánuco para que informen si logran ver algún sospechoso.

Según informó el presidente de las rondas campesinas de Quera, Paulino Flores, poco después que alertaran del robo recibieron la información de que pobladores de Conchumayo habían arrestado a tres sujetos que se movilizaban en un trimóvil y  tenían en su poder un televisor de regular tamaño y balones de gas que  luego supieron fue robado de la iglesia de Mercenario.

Los pobladores de Conchumayo decidieron llevar a los intervenidos hasta Quera donde un grupo de Indignados pobladores intentó hacer justicia con sus manos.  Los sujetos resultaron con diversas lesiones.

Enterados del arresto ciudadano, policías de la Comisaría de Huánuco y efectivos del Serenazgo llegaron hasta Quera y rescataron a los detenidos. Luis Soto, Luciano Asca y Víctor Huerto Villar fueron trasladados al Depincri Huánuco donde son investigados por el personal de esa unidad, pero también por un fiscal.

Con ellos también llegaron las autoridades de San Sebastián de Quera y el agraviado quienes ayudarían a esclarecer  el latrocinio.

Los investigados habrían dicho que ellos no robaron los bienes, sino que los encontraron escondidos. Dijeron haber llegado a la zona para hacer deporte y que luego se quedaron tomando licor.

La Fiscal realizará hoy la inspección en el lugar de la intervención y el supuesto lugar donde encontraron lo robado.

  •  
  •  
  •  
  •  
  •   
  •   

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *