Asaltantes que mataron a pasajero portaban escopetas y pistolas

Autoridades continúan diligencias para identificar a delincuentes

Las diligencias para identificar a los asaltantes que la madrugada del martes mataron al pasajero Gabriel Daniel Vela Andrade e hirieron al chófer de la empresa de transportes Guerra, continúan por parte del Ministerio Público y la Policía Nacional.

El violento atraco ocurrió en la ruta Lima-Huamalíes, tramo Llata-Antamina, altura de la zona conocida como Huarmy Huanonga.

El mismo 24 de enero que ocurrió el hecho de sangre perpetrado por al menos 10 sujetos que portaban escopetas y pistolas, las autoridades inspeccionaron el lugar del asalto y recogieron evidencias de las armas usadas por los malhechores que se cubrían los rostros con pasamontañas.

Los agraviados son los conductores y pasajeros de dos buses, uno de la empresa Guerra y el otro de Romasa. Esta última con apenas unas semanas operando en la ruta Llata-Lima y viceversa.

Según habrían declarado algunos de los agraviados, el primer vehículo en llegar al lugar del asalto fue el bus de la empresa Guerra que conducía Gilmer García Mejía.

Al ver un espacio entre las piedras —según una versión— el conductor habría pretendido pasar por lo que los delincuentes dispararon en dirección a él.

Una de estas balas, se conoció, le impactó a la altura de su cadera, por lo que tuvo que ser trasladado al hospital de EsSalud y luego a Lima a causa de la gravedad de sus lesiones.

Mientras que Gabriel Vela falleció tras el impacto de perdigones que uno de los delincuentes disparó desde una escopeta.

Aún está por esclarecer el móvil del crimen,  pero según una versión el pasajero habría reconocido a uno de los delincuentes que al verse descubierto le disparó.

Los asaltantes se llevaron celulares, dinero y otras pertenencias de los pasajeros que vivieron momentos de terror por casi media hora la madrugada del martes 24 de enero.

     
 

Agregue un comentario